Jaume Roures, fotomontaje de Helio Moreno