Los líderes de Rusia y Alemania, Vladímir Putin y Angela Merkel, debatieron en una conversación telefónica el deterioro de la situación en Siria, informó el Kremlin en un comunicado.

VA SIENDO HORA DE SUBIR EL TONO CONTRA LOS PADRINOS DE LA GUERRA Y SUS MISERABLES MERCENARIOS

Fue discutida en detalles la agudización de la situación en Siria y en sus fronteras; el presidente de Rusia subrayó nuevamente que las acciones del grupo de países que perpetraron un acto de agresión contra Siria, violaron burdamente las leyes del derecho internacional, incluida la Carta Magna de la ONU, indica el documento.

El comunicado advierte que Putin y Merkel expresaron la disposición a apoyar la reanudación de los esfuerzos políticos y diplomáticos sobre Siria y destacaron la importancia de una investigación objetiva por parte de la misión de la OPAQ en el país árabe.

Fue resaltada la importancia de la realización de una investigación meticulosa y objetiva en Siria por la misión de la OPAQ, que ya se encuentra en el país“, indica el texto.

No por casualidad, EEUU, Francia y el Reino Unido dispararon en la madrugada del 14 de abril más de un centenar de misiles de crucero contra Siria, cuando llegaban al país los expertos de la OPAQ.

Aunque el ataque fue presentado como represalia por el supuesto uso de un agente tóxico en Duma, que causó decenas de muertos, según los rebeldes y las ONG asociadas, los aliados no quisieron esperar a que la OPAQ, cuyos expertos ya están desplegados en Siria, realizasen una investigación sobre el terreno.

Rusia condenó en términos enérgicos el ataque, al calificarlo de agresión contra un Estado soberano que está en primera línea de combate contra el terrorismo.

Más tarde, en una rueda de prensa, Angela Merkel aseguró que sostendrá un encuentro con el presidente ruso, Vladímir Putin, en un futuro muy próximo, ya que resulta necesario debatir cara a cara la situación en Ucrania, las cuestiones relacionadas con el gas y el tema de Siria.

“Considero que la cantidad de temas con que contamos, comenzando por Ucrania y el gas y terminando con la gran lista de cuestiones sobre Siria, exigen de un encuentro directo en un futuro próximo”, dijo la líder germana.

La realización del proyecto Nord Stream 2

Asimismo, Vladímir Putin y Angela Merkel abordaron el proyecto Nord Stream 2, que busca elevar la seguridad energética de la Unión Europea, informó la oficina de prensa del Kremlin. Ambos líderes compartieron opiniones respecto a la realización de ese proyecto, señaló el organismo.

La empresa rusa Gazprom, las alemanas EON y BASF, la anglo-neerlandesa Shell, la austriaca OMV y la francesa ENGIE, firmaron el 4 de septiembre de 2015 un acuerdo para construir dos líneas que transportarán 55.000 millones de metros cúbicos de gas al año.

La infraestructura que conectará a Rusia y Alemania por el fondo del mar Báltico, fue concebida para diversificar las rutas del suministro de gas a Europa y elevar la seguridad energética ante la inestabilidad del tránsito por Ucrania.

La tubería prevé pasar por las zonas económicas de Alemania, Dinamarca, Finlandia, Rusia y Suecia. Alemania y Finlandia ya entregaron los permisos para la construcción del gasoducto en sus zonas exclusivas en el mar Báltico.

Nord Stream 2 AG, el consorcio que promueve el proyecto, espera reunir todos los permisos necesarios en los siguientes meses para empezar la construcción en 2018.

Polonia, Letonia, Lituania, Estonia, Hungría, Rumanía y Eslovaquia se oponen al gasoducto, alegando que aumenta la dependencia de Europa del combustible ruso.

La Unión Europea recibe gas natural por gasoductos desde Noruega, Argelia, Libia, Túnez, Marruecos y Rusia.

https://mundo.sputniknews.com/politica/201804171077959676-politica-relaciones-moscu-berlin-cooperacion-damasco/

Anuncios