Que el régimen de Israel practica el terrorismo de estado en los países vecinos y en el territorio que ocupó ilegítimamente en la nación Palestina, sigue siendo noticia.

Y COMO ESTE CRIMINAL EXISTEN MILLONES EN EL FALSO ESTADO DE ISRAEL

Un ministro del gobierno ultraderechista de Netanyahu, llamado Yuval Steinitz, asegura que Tel Aviv podría derrocar al presidente sirio, Bashar al-Assad, en respuesta a cualquier ataque de Irán contra Israel, dando a entender que el propio líder podría ser asesinado.

‘Si Assad permite que Irán convierta a Siria en una vanguardia militar contra nosotros, o nos ataque desde el territorio sirio, debe saber que eso será su final y el de su régimen”, dijo Steinitz, ministro de infraestructura, recursos de energía y agua, en una entrevista con el Ynet, portal de noticias hebreas.

Lo que no dijo es que Israel sí puede seguir atacando ciudades y bases en Siria, matando civiles y protegiendo a lo que queda del ISIS y a otros grupúsculos terroristas, a los que incluso presta sus hospitales y clínicas, violando junto a la “coalición internacional” todos los tratados y leyes firmados en la ONU.

Cuando se le preguntó si sus comentarios significaban que el ejército sionista podría asesinar al presidente Assad, Steinitz, quien también es miembro del comité ministerial sobre asuntos de seguridad nacional, dijo que si llegara a ocurrir “su cadáver sería confiscado” para que nadie pudiera erigirle un monumento funerario.

Irán, aliado de Siria, ha estado brindando asesoría militar a Damasco en su lucha antiterrorista en todo el país, desde que EEUU y la Unión Europea, junto a las dictaduras de Arabia Saudita y Qatar, comenzaron a financiar y armar a bandas “opositoras” en las que militan miles de mercenarios de más de cincuenta nacionalidades.

El gobierno iraní ha declarado en repetidas ocasiones que solo el pueblo sirio puede decidir el futuro de su país y el destino político de su líder, mientras que Israel y las potencias occidentales, particularmente los EE. UU., insisten en que Assad debe ser derrocado.

Pero Steinitz ha sido el primer alto funcionario israelí que ha mostrado sin tapujos una amenaza mortal, que le coloca, como a su propio presidente Netanyahu, entre los criminales sionistas más peligrosos del momento.

 

Anuncios