En España comenzó el primer juicio por el robo de bebés en hospitales durante la dictadura franquista y durante la “democracia” hasta el año 2000, bajo los gobiernos de la UCD, el PSOE y el PP.

Decenas de personas se han concentrado para apoyar el primer caso enjuiciado y esperan que este proceso abra las puertas de muchos otros.

La Audiencia Provincial de Madrid tendrá que determinar si el ginecólogo Eduardo Vela es culpable, por regalar a una familia una niña cuyo nombre de crianza es Inés Madrigal. Este hecho ocurrió el 6 de junio de 1969. La fiscalía solicita 11 años de cárcel para el presunto responsable.

No obstante la gravedad del tema, las emisoras de televisión dedican mucha más atención a la violación masiva que se produjo hace un año en la ciudad de Pamplona, perpetrada por cinco jóvenes a los que se llama “La Manada”.

Este caso concita mucha más audiencia y la publicidad que genera es enorme, comparada con el robo de esos más de 300.000 niños/as.

Tanto es el morbo que ha despertado la repugnante violación de la joven, que hay cadenas que están ofreciendo miles de euros por entrevistar a los culpables.

Vivir para ver.

Anuncios