En España surgen las primeras discrepancias en el recién formalizado Gobierno de coalición.

El equilibrio entre trabajadores y empresarios se ha roto“, afirma la nueva ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, de Unidas-Podemos, que prometió derogar las últimas reformas laborales del país.

Por otra parte, la vicepresidenta económica, la socialista Nadia Calviño, defiende el polémico modelo laboral llamado “mochila austríaca“, que eliminaría las indemnizaciones por despido.