HACE MESES QUE UNA PLATAFORMA DE VECINOS, RECLAMAN QUE SE LES PAGUEN LAS AYUDAS PROMETIDAS HACE PRÁCTICAMENTE UN AÑO. EL PRESIDENTE USÓ DOS VECES EL FALCON PARA HACERSE UNA FOTO EN LA PALMA, PERO NO QUISO REUNIRSE CON LAS PERSONAS AFECTADAS

El presidente del Gobierno viajó por décima vez a la isla de La Palma desde que entró en erupción el volcán Cumbre Vieja, pero no se ha reunido con los afectados, tal vez para no escuchar de viva voz sus reivindicaciones, dado que ciento de palmeros se han quejado en estos meses por la lentitud con que están llegando las ayudas, además de la burocracia existente sobre la titularidad de las casas que ocupaban las familias que vieron sus hogares sumidos por la lava.

Sánchez sí ha mantenido un encuentro con las autoridades locales. En su agenda figuraba además comprobar in situ cómo avanzan las obras de reconstrucción de la isla. 

Ha sido una visita de poco menos de tres horas, en la que el jefe del Ejecutivo, la ministra de Sanidad, Carolina Darias, y el presidente de las Islas Canarias, Ángel Víctor Torres, apenas han tenido contacto directo con las personas que padecieron los efectos del volcán.

El presidente del Gobierno y sus acompañantes han dedicado más tiempo a pasear por lugares que no se vieron afectados por la erupción -como la capital de la isla- que a los municipios que padecieron directamente las consecuencias del volcán, como Los Llanos de Aridane o El Paso.

En Santa Cruz no han mantenido ningún encuentro con las plataformas de afectados. Tampoco se ha celebrado formalmente ninguna reunión de la Comisión Mixta de Reconstrucción de la isla, que preside el ministro Félix Bolaños, y que no ha participado en este viaje.

FUENTE: https://despiertaalfuturo.blogspot.com/